Estás aquí

Predicciones climáticas indican 2016 año más caluroso de la historia

El primer análisis de las temperaturas globales del año ha confirmado el 2016 como el más cálido de la historia y acercando al planeta a un calentamiento de 1,5°C, según informo el Servicio de Cambio Climático de Copérnico (C3S)

Las últimas cifras del C3S, son parte del programa de Observación de la Tierra de la Unión Europea, muestran que la temperatura global del 2016 superó los 14,8°C y fue alrededor de 1,3°C más alta que la típica de mediados del siglo XVIII. El 2016 estuvo cerca de 0.2°C más caliente que el 2015, que fue previamente el año más caliente registrado.

El calentamiento global aumenta la probabilidad de eventos climáticos extremos como las olas de calor, las sequías y las inundaciones. El aumento de las temperaturas futuras podrían causar pérdida de millones de euros en daños cada año y afectar la disponibilidad de agua dulce y los rendimientos de los cultivos en los países más vulnerables.

Ya estamos viendo en todo el mundo los impactos de un clima cambiante. La temperatura de la tierra y del mar está aumentando junto con el nivel del mar, mientras que la extensión del hielo marino del mundo, el volumen de los glaciares y la cubierta de nieve están disminuyendo; Los patrones de lluvias están cambiando y los fenómenos climáticos extremos como las olas de calor, las inundaciones y las sequías están aumentando en frecuencia e intensidad para muchas regiones.

“El impacto futuro del cambio climático dependerá del esfuerzo que hagamos ahora, en parte logrado mediante un mejor intercambio de conocimientos e información sobre el clima.” dijo Juan Garcés de Marcilla, Director de los Servicios Copérnico de ECMWF

El C3S encontró que las temperaturas globales en febrero de 2016 ya tocaban el límite de 1,5°C, aunque bajo la influencia del fenómeno climático El Niño, un evento intermitente que implicaba un período de calentamiento. Las temperaturas mundiales se mantuvieron bastante por encima de la media en la segunda mitad de 2016, asociadas en parte con una capa de hielo marino excepcionalmente baja tanto en el Ártico como en la Antártida.

Además de las temperaturas récord, los Servicios Copérnico de ECMWF monitorearon otros extremos ocurridos en 2016, incluyendo incendios forestales significativos a nivel mundial asociados con las altas temperaturas superficiales del año y el crecimiento de CO2 en la atmósfera.

Fuente Externa: Servicio de Cambio Climático de Copérnico

Claudia Cedano
Ambientalista y Líder climática | Climate Reality Leader Certified | Fundadora de CulturaGreen
http://www.culturagreen.com

Artículos similares

Top